Ir al contenido principal

Nos creemos hasta lo increíble

Hace poco salía a la luz (vamos a empezar con tópicos que así se da más credibilidad) una noticia en la que se decía que los americanos pensaban que las vacas marrones daban batido de chocolate.


Sería injusto decir que todos los americanos son tontos. Ni siquiera esos 16 millones... Aunque teniendo en cuenta lo que votan… pero nosotros tampoco estamos para presumir. 

También habría que ver cómo han hecho la encuesta. A mí me llaman por teléfono a las 3 de la mañana para preguntarme una gilipollez y lo mismo contesto que el café con leche viene de las vacas blancas y negras.


Y es que no los creemos todo… Vamos a ver más ejemplos

La fórmula de la Coca-Cola

Siguiendo la misma lógica del batido de chocolate, ¿A quién hay que ordeñar para que salga Coca-Cola? Es una pregunta retórica, no hace falta responder. Y aquí está el misterio de la bebida refrescante de Cola que no se llama Pepsi-Cola (es por no darle más publicidad a la Coca-Cola… ¡Nada de publicidad gratuita!... O igual ya es tarde ¿no?


El caso es que la Nocilla lo tenemos muy claro: Leche, Cacao (proveniente de vacas del áfrica Tropical que cultivando cantaban), avellanas y azúcar (un bote de Nocilla tiene 3 millones de terrones, lo que equivale a unos 200 campos de fútbol)… A lo que vamos.  Que la fórmula de esta bebida es secreta. ¿Seguro? La hace el mismo tío, el Señor Cola, en su casa y se pasa rellenando botellines, y latas… ¿Y qué pasa con los grifos de los “Mardonals” o “Burriquines”? Ahí no está el señor Cola o la Señora Coca para llenarte el vaso… ¿O se esconden debajo del mostrador para que no les veamos?


Me senté en el baño y me quedé embarazada

Y es que la gente se sienta en cualquier sitio. O se embaraza muy rápido, una de dos. Que también se han dado casos de personas humanas (femeninas casi siempre) que se han bañado en una piscina o en el mar (en la Manga hay menos movimiento que en una piscina de gente mayor a las 3 de la madrugada) y a los 9 meses, embarazo que te crió. Por eso los hombres no nos sentamos en el baño. Por si acaso. Y la piscina, salir rapidito, que los espermatozoides pueden vivir ahí años, agazapados, esperando fecundar el glóbulo (el rojo o el blanco, cualquiera de los dos, si es rojo será niño y así sustantivamente), provocar la  mitocondria y llegar hasta las trompas de Eustaquio y llegar hasta el “istentino” delgado y luego al grueso… Esta clase de medicina es gratis, no os la cobro.


Walt Disney está congelado y Hitler vive

No me imagino a Walt Disney con su bigote y con Pluto y Goofy (¿Qué cojones es Goofy?) en un congelador, junto a la leche, la fruta y los huevos. Y a su lado Hitler, Elvis y Jesús Gil, todos juntos. Que esa nevera debe ser una fiesta. Uno pintando dibujos animados, el otro cantándole a Hitler “Don’t be cruel” y Gil, haciendo gili…  Pues siento deciros que no están congelados. Que sí, que están vivos, los 4, con Ruiz Mateos (sin los hijos) pero se han operado y ahora cantan en un consorcio... un consorcio de gente mayor que canta… lo que venía siendo Mocedades.


El Perro de Ricky Martin

Que siempre se ha dicho que los de Puerto Rico son un poco tranquilos, pero no es cuestión de insultar al pobre Ricky. Más de uno vio el famoso programa en el que había una niña metida en un armario y Ricky Martin comiéndose a un perro untado en mermelada que estaba desnudo mientras conectaban en directo con el estudio de Antena 3. Al final, el que salió del armario fue Ricky, y me parece fenomenal, que con el calor que hace no se debe estar muy bien ahí dentro.


El de las drogas a la puerta del colegio

La abuela de una amiga siempre decía: “Si te ofrecen sida, tú no lo cojas”. Y es que todos nos creíamos que había un señor que te ofrecía drogaína a la puerta del colegio. Mira que vivía en un barrio chungo cuando era pequeño, pero resulta que había que pagar la droga. Que no venía nadie a regalártela. ¡Ni que estuvieran drogados!


¡Fuego de Pecho!

Para los jovenzuelos, vamos a empezar por el principio. Había una leyenda que contaba que a Ana Obregón le explotó un pecho en un avión. Hay que explicar que la “¿actriz?” se había operado del pecho (realmente de los dos y creemos que al mismo tiempo). La presión del avión provocó que pusiera al resto de los pasajeros perdidos de silicona. Como si le hubiéramos dado la pistola esa de sellar “bujeros” a un loco, pero en versión gore. ¿Por qué sólo a Ana Obregón si había gente con más silicona que un programa de Bricomanía? ¿Por qué no le explotaron los dos? Y el misterio más misterioso… ¿Cómo consiguió hacerse famosa Ana Obregón?


Cocodrilos de aquí, de Madrid

Ya sabéis que los de Madrid, estemos donde estemos, decimos que somos de aquí, de Madrid. Aunque estemos en “Alajka” (porque nosotros no decimos Alaska). El caso es que las alcantarillas de Madrid hay cocodrilos. Muchos. Cienes. Miles, ¡Millones! Se conoce (expresión muy madrileña) que la gente los tiraba por el retrete (ya ves qué costumbres, ahora nos da por el spinner) y se encontraban en las conductos y allí se ponían a procrear. Y como en las alcantarillas no tienen un depredador que les amenace, pues allí vivieron felices y comieron, lo que podían. Todo muy lógico. Mira en Australia lo que pasó con los conejos, que también los soltaron y se hicieron grandes, enormes, aprendieron a saltar y… hasta aquí mi teoría de la evolución de los canguros.


¿Dónde estaban las L Casei Inmunitas?

Casei Inmunitas parece el nombre de un grupo de música de los tiempos de Julio Cesar, cuando se cantaba aquello de Unus, duo, tri, un transitum María, de Rickus Martinium (puestos a creer cosas raras J). El caso es que no sabíamos que las teníamos hasta que llegó el Actimel. Que sirve para no pillar un constipado, mejorar la flora y la fauna, activar las defensas y que los delanteros marquen más goles que Cristiano y Messi juntos.



No hay que creérselo todo, ni lo que te cuenta la tele, ni la radio y mucho menos, los periódicos. Y es que nos creemos cualquier cosa, hasta que Inda y Marhuenda trabajan para un periódico (si están todo el día en la tele, ¿Cuándo van a escribir? )... Que hay que estar más despiertos, ¡Cojones ya!




Comentarios

Entradas populares de este blog

Sí sí sí, el bombo ya está aquí

¡Albricias! Celebremos con regocijo (quienquiera que sea regocijo) la buena nueva. ¡Manolo podrá tocar su instrumento de nuevo!  

Para los despistados. Hablamos del bombo de Manolo, un señor que es famoso por tener un bombo. Como Bartolo con la flauta, pero en versión bombo. Ya, ya sé que llego un poco tarde a la noticia, pero es que hay cosas que necesitan tiempo para digerir, y reconocer su importancia. Y es que era un clamor. La gente preocupada, no se hablaba de otra cosa, un sinvivir, noches sin dormir (una, pero sin dormir… bueno, en realidad sí que dormí, pero no muy bien… El calor no ayudaba)

¿Por qué es tan importante que Manolo tenga su bombo? ¿De verdad os lo tengo que explicar? Está bien, allá vamos.


Yo os maldigo, jodíos móviles

No sé si os acordáis de Charlton Heston en El Planeta de los Simios en la escena final, más cabreao que una mona y “maldijiendo” a todos. Pues yo igual, maldigo a los móviles, que tienen la culpa de todo lo que sucede. Antes no había teléfonos inteligentes, ni siquiera un poco listos, y no pasaba lo que está pasando ahora. Si no, cómo os explicáis, que haya llegado Trump a ser Presidente. Pues por los móviles.

Y no sólo lo digo yo. También lo dicen los programas de la tele, y los de la radio y en los artículos de revistas y periódicos (por si no lo recuerdas, son esas cosas que venden en las tiendas con hojas… las lechugas, no, lo otro).

Pues eso, que lo dice todo el mundo. Todo el día nada más que “de mirar” el móvil y no hacemos otras cosas, no como antes que hacíamos…. por ejemplo… Dejadme pensar y ahora vengo.

Perrerías y otras putadas que les hacemos a los animales

Una perrería no es dónde se venden perros, sino algo que se hace con maldad, jugarreta (bonita palabra también, suena como un jugador de la Real Sociedad o del Alavés). Aunque vender perros también está muy feo.  Estamos de acuerdo ¿No?


A todos nos gustan mucho los animales pero os voy a dar algunos ejemplos de lo malamente que nos portamos con ellos, y no sólo nosotros sino también la madre naturaleza, que a veces se pasa un poco. 

La madre que los parió

Seguramente hayáis oído la noticia del mexicano que intentó robar a los pasajeros de un autobús y se encontró con su madre. Lo que pasó después, le sorprendió 😊. El caso es que a la madre, por lo que fuera, no le hacía gracia que le robaran. También es verdad que si alguien te va a quitar dinero, mejor que lo haga un hijo y todo queda en familia. Pero esta señora mexicana no quería entrar en razón y por mucha pistola que llevara su hijo, no hay quien pueda con la zapatilla de una madre. Si jugaran al piedra, papel, tijera, la zapatilla de la madre ganaría siempre. Hoy vamos a hablar de qué hubiera pasado si la madre que parió a todos estos personajes hubiera estado al quite, como la madre mexicana. Cristóbal Colón No se sabe realmente dónde nació, pero madre seguro que tuvo. Lo que no tenemos claro es cómo le hablaba, si en italiano, portugués, castellano, catalán o por whatsapp… El caso es que seguro que le dijo algo así: “¿Cómo que te vas a ver a los reyes de España a pedirles dinero?…

¿Si pruebo con poesía aunque sea sólo un día?

En el blog he escrito sobre muchos temas. 6 años dan para muchas chorradas.  Cosas que me ocurren, otras que me podrían haber ocurrido, alguna que otra invención, noticias, entrevistas de actualidad, temas candentes (que vete tú a saber qué significa candente… Es algo sobre cómo cocinar los espaguetis para que queden perfectos ¿No?).

Pero nunca he escrito poesía. Jamás. Never, ever. Ni en el blog, ni en un cuaderno, ni ná de ná. Ni siquiera en el cole cuando me gustaba una niña (que se llamara Carlota, no ayudaba en las rimas), o en las puertas de los baños cuando era adolescente, que es cuando se escriben poesías con sentimiento.

Alguna vez tenía que ser la primera. Así que vamos a intentarlo, pero eso sí, no pidáis virguerías… No esperéis sonetos, romances, o versos enciclopédicos (o como quiera que se llamen los versos)… Eso sí, también prometo que no voy a tirar de rimas fáciles, usando el número 5 o con agua Bezoya y partes del cuerpo masculinas.

Dejadme que utilice algunas licenc…