Ir al contenido principal

Palabras equivocadas o que no significan lo que deberían

Creo que es momento para utilizar este blog para denunciar hechos que están sucediendo desde hace mucho tiempo y que nadie, repito NADIE, está haciendo nada para solucionarlo.  (Léase con tono de indignación, como si te importara de verdad lo que estás leyendo)

 

Siempre he sido una persona que me ha gustado luchar contra la injusticia y espero que me apoyéis en este tema. Necesitamos acabar con cosas así. Como ya habréis visto en el título me gustaría convencer a una serie de palabras que reconsideren su actitud y que de una vez por todas, signifiquen lo que tienen que significar. ¿Quién está conmigo?



Espero que los señores y señoras de la RAE se tomen su trabajo con seriedad y tomen nota sobre lo que ya es un clamor en las redes (igual clamor es algo exagerado, pero hay que meterles presión).  


Estas son las palabras que deberían deponer su actitud y cambiar de significado

Palabras que son nombres de personas mayores y ellas no lo saben

¿Tú oyes vicisitudes y lo primero que se te ocurre es pensar en circunstancias cambiantes? ¿Verdad que no? Nadie lo hace, porque esta palabra está equivocada. Y como podéis ver no soy el único que lo cree.



¡Ojo! Que vicisitudes no es la única que tiene nombre de persona mayor de pueblo. Fortuito, ignominia, gregario… Ponles delante la palabra tío, tía, San, o Santa y pasarían perfectamente como nombres propios…. Propios de otra época, pero propios al fin y al cabo. Y no sólo santos, que también podrían ir en procesión, como la Virgen de la Ignominia, o podría ser una enfermedad… No te acerques no vaya a ser que te lo pegue. Me han diagnosticado ignominia.


Clavicordio

¿Un instrumento? Venga hombre, esto sólo puede ser dos cosas, un insulto o una parte del cuerpo. Si tú le dices a alguien que es un clavicordio no se lo va a tomar muy bien que digamos. Parece que le están diciendo que es muy pesado, que siempre está importunando a los demás (que bonita palabra es importunar ¿verdad?). Imagínate que te duele una zona del cuerpo que no sabes muy bien ubicar. Ahí, junto al epigastrio y la glandula suprarrenal. Exactamente, te duele el clavicordio. Pero como la RAE y los médicos no han hecho su trabajo como es debido, pues no hay remedio, es un dolor, dolorosísimo.


Otorrino

Hablando de médicos… ¿Que te pasas toda la vida estudiando para que te llamen otorrino? ¡Qué falta de respeto es esa? Incluso Doctor Rino (para acortar al Doctor Rinolaringólogo). Otorrino es un nombre cojonudo para un marsupial. Un bicho de los de Australia con su “marsupia” (o bolsa de la compra) y que ponen huevos (donde les sale de los mismos). Y que hablen en los documentales de la 2 a la hora de la siesta. Observen cómo acecha el otorrino a sus presas, estos bellos animales son originarios de los bosques caducifolios (que son los folios que caducan cada año).


Bendecido

Es verla escrita “u” escucharla y provocarte un rechazo inmediato… ¿Cómo que bendecido? ¡Será “biendicho”! Y no te creas que la utilizan mal una o dos personas, que esto es cosa de mucha gente. Como los que dicen “asín”, “taxis”, “haiga”, “fuistes”, o pecsi cola. Aunque si te gusta la “pecsi”, tienes un problema mayor.

Claudicar

“Dicen” que significa transigir (como si transigir fuera una palabra real… Suena a compañía de mudanzas). Pero es que claudicar suena más a una aplicación de Android o iPhone para estacionar tu vehículo. Ahora con “claudicar” siempre encontrarás aparcamiento para tu coche. Con claudicar aparcamos tu coche, aparcamos tu coche, aparcamos tu coche.


Enjundia

Algo con enjundia es algo sustancioso. ¿Pero hay algo más sustancioso que una legumbre? Y es que la RAE vuelve a fallar de nuevo. Una enjundia es una planta leguminosa ideal para preparar platos sustanciosos. Creo que empezaron bien con el significado, pero luego como siempre pasa en España, nos olvidamos y dejamos que las cosas se arreglen solas….  Esto hay que solucionarlo ya. Right now!


Insípido

Seguimos con cosas de comer. ¿Lo contrario de insípido es sípido? No me imagino yo a nadie diciendo algo así comiendo con los suegros. La comida está riquísima. Todo estaba muy sípido… Te advierto que si dices sabroso, que sería correcto, pero es probable que te deje tu novia, tus suegros te miren aún de forma más extraña, y parezca que están rodando un capítulo de Downton Abbey.


Retractarse

Dícese del que se desdice… Pero esto qué es. ¿Y tractarse? ¿Es el que se dice? Aquí tenemos un ejemplo más de palabras que tienen un significado equivocado. Retractarse debería ser el término culto de hacerse un selfie, o hacerte un cuadro de “tigo” mismo, como el señor que se cortó la oreja, que luego se hizo famosa (la oreja) y formó una banda de música con canciones musicales.


Sustraigo

¿Qué sustraigo? Pues sus traigo algunas viandas y cosas que me ha enviado la tía Vicisitudes y el tío Fortuito. Sustraer debería ser la acción de transportar cosas del pueblo. “Sin encambio”, significa hurtar… Que ya verás cuando se enteren los del pueblo que te han hurtado los chorizos de la matanza y las patatas.



Polígamo

Del griego poli cojonazos y gamo grandes. ¿No os da la sensación de que estamos hablando de una figura geométrica? ¿O nombre de un animal mitológico? Unicornios, dragones, sirenas, y polígamos. Puede haber polígamos regulares y luego los buenos de verdad. Si hay muchos, o se fabrican al por mayor, podrían ser polígamos industriales, pero esa es otra historia.



Oblongo

Otro misterio misterioso es intentar entender cómo algo que es más largo que ancho se le llama oblongo. Oblongo debería ser el nombre de esos señores que te escriben para decirte que te ha tocado una herencia y que lo único que tienes que hacer es ingresarle tres millones de euros para poder desbloquear el dinero del banco. Mr. Oblongo… O el nombre de una tribu, que también podrían tener cosas más largas que anchas, como el señor de color tan famoso en los grupos de Whatsapp. Como véis, yo voy dando ideas, y espero que la RAE tome nota.



Yo creo que por hoy ya está bien, tampoco vamos a hacerles trabajar demasiado a esos señores, que muchos de ellos están mayores y no vaya a ser que les de una miaja de apechusque y....

Pero que tenía más palabras como guirigay, escuálido, esdrújula, morrocotudo, pizpireta (que los dos juntos parecen un grupo de cómicos, ¡Con ustedes Morrocotudo y Pizpireta!



Ya lo dejamos para otros posts, que por hoy ya hemos cumplido la cuota de indignación.


Comentarios

  1. Pues tienes razón: Antes que nos de un apechusque, reclamemos a la RAE. que se tome en serio las palabras.

    ResponderEliminar
  2. ¡Sí, señor! ¡Ya estaba yo echando de menos algo de indignación! ¡Vamos! ¡Venga! ¡A por ellos! ¡A las barricadas!... ¡Oye, espera un momento que suena mi teléfono!... esto... de qué se trataba... ejem... un momento... ejem... perdón..., el caso es que... no, no.. es que yo creía que..., bueno, otro día sigo...

    ibb

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

¡Gracias por leer el blog y dejarme un comentario!

Entradas populares de este blog

Sí sí sí, el bombo ya está aquí

¡Albricias! Celebremos con regocijo (quienquiera que sea regocijo) la buena nueva. ¡Manolo podrá tocar su instrumento de nuevo!  

Para los despistados. Hablamos del bombo de Manolo, un señor que es famoso por tener un bombo. Como Bartolo con la flauta, pero en versión bombo. Ya, ya sé que llego un poco tarde a la noticia, pero es que hay cosas que necesitan tiempo para digerir, y reconocer su importancia. Y es que era un clamor. La gente preocupada, no se hablaba de otra cosa, un sinvivir, noches sin dormir (una, pero sin dormir… bueno, en realidad sí que dormí, pero no muy bien… El calor no ayudaba)

¿Por qué es tan importante que Manolo tenga su bombo? ¿De verdad os lo tengo que explicar? Está bien, allá vamos.


Yo os maldigo, jodíos móviles

No sé si os acordáis de Charlton Heston en El Planeta de los Simios en la escena final, más cabreao que una mona y “maldijiendo” a todos. Pues yo igual, maldigo a los móviles, que tienen la culpa de todo lo que sucede. Antes no había teléfonos inteligentes, ni siquiera un poco listos, y no pasaba lo que está pasando ahora. Si no, cómo os explicáis, que haya llegado Trump a ser Presidente. Pues por los móviles.

Y no sólo lo digo yo. También lo dicen los programas de la tele, y los de la radio y en los artículos de revistas y periódicos (por si no lo recuerdas, son esas cosas que venden en las tiendas con hojas… las lechugas, no, lo otro).

Pues eso, que lo dice todo el mundo. Todo el día nada más que “de mirar” el móvil y no hacemos otras cosas, no como antes que hacíamos…. por ejemplo… Dejadme pensar y ahora vengo.

Perrerías y otras putadas que les hacemos a los animales

Una perrería no es dónde se venden perros, sino algo que se hace con maldad, jugarreta (bonita palabra también, suena como un jugador de la Real Sociedad o del Alavés). Aunque vender perros también está muy feo.  Estamos de acuerdo ¿No?


A todos nos gustan mucho los animales pero os voy a dar algunos ejemplos de lo malamente que nos portamos con ellos, y no sólo nosotros sino también la madre naturaleza, que a veces se pasa un poco. 

La madre que los parió

Seguramente hayáis oído la noticia del mexicano que intentó robar a los pasajeros de un autobús y se encontró con su madre. Lo que pasó después, le sorprendió 😊. El caso es que a la madre, por lo que fuera, no le hacía gracia que le robaran. También es verdad que si alguien te va a quitar dinero, mejor que lo haga un hijo y todo queda en familia. Pero esta señora mexicana no quería entrar en razón y por mucha pistola que llevara su hijo, no hay quien pueda con la zapatilla de una madre. Si jugaran al piedra, papel, tijera, la zapatilla de la madre ganaría siempre. Hoy vamos a hablar de qué hubiera pasado si la madre que parió a todos estos personajes hubiera estado al quite, como la madre mexicana. Cristóbal Colón No se sabe realmente dónde nació, pero madre seguro que tuvo. Lo que no tenemos claro es cómo le hablaba, si en italiano, portugués, castellano, catalán o por whatsapp… El caso es que seguro que le dijo algo así: “¿Cómo que te vas a ver a los reyes de España a pedirles dinero?…

¿Si pruebo con poesía aunque sea sólo un día?

En el blog he escrito sobre muchos temas. 6 años dan para muchas chorradas.  Cosas que me ocurren, otras que me podrían haber ocurrido, alguna que otra invención, noticias, entrevistas de actualidad, temas candentes (que vete tú a saber qué significa candente… Es algo sobre cómo cocinar los espaguetis para que queden perfectos ¿No?).

Pero nunca he escrito poesía. Jamás. Never, ever. Ni en el blog, ni en un cuaderno, ni ná de ná. Ni siquiera en el cole cuando me gustaba una niña (que se llamara Carlota, no ayudaba en las rimas), o en las puertas de los baños cuando era adolescente, que es cuando se escriben poesías con sentimiento.

Alguna vez tenía que ser la primera. Así que vamos a intentarlo, pero eso sí, no pidáis virguerías… No esperéis sonetos, romances, o versos enciclopédicos (o como quiera que se llamen los versos)… Eso sí, también prometo que no voy a tirar de rimas fáciles, usando el número 5 o con agua Bezoya y partes del cuerpo masculinas.

Dejadme que utilice algunas licenc…