martes, 6 de diciembre de 2016

Black Friday, Jalogüin… ¿Cuándo celebraremos Acción de Gracias?

En muchos posts tengo que empezar explicando el título. Aquí no creo que haga demasiada falta. Ya sabéis por dónde voy. ¿No nos estaremos pasando con tanta modernidad y globalización y nos estamos volviendo más americanos que una señora de Güisconsin (donde quiera que esté. Que no, no es el señor que dice bromas en la tele, ese es de otro estado)? 


El caso es que poco a poco estamos copiando, ojo, en el todo el mundo, lo que hacen los señores de los E. E. U. U. Y no es ni bueno, ni malo. Es así. Y yo venía a hablaros de los pros y los contras que tendría que al final nos nacionalicemos todos americanos. Yo os presento los datos y vosotros luego ya veis que queréis hacer.  Allá vamos.


Historia

¿Os imagináis que en vez de tener que estudiar toda la historia de España, llena de Reyes, Austrias, Borbones (todos quieren ser los campeones), Godos y todos los demás, os tuvierais que aprender los Presidentes? La historia es muy cortita. En el principio había indios, se los cargaron, ganaron los vaqueros y llegó Trump y ahora quiere que se vayan los que no nacieron allí…. Bueno, no todos, sólo algunos, los que a él no le gustan.


Lo malo es que nos olvidaríamos de nuestra historia… aunque eso ya está pasando… Nos apañaríamos con una peli de 2 horas, como Forrest Gump, que te explica toda la historia de Estados Unidos en dos patadas, y a todo correr. ¿Y sería Rey Donald Trump? ¿Donald King? (¡Qué lío de hamburguesas!) Donald I de España y luego de Estados Unidos… ¿O cómo sería el título?


Fucking idioma

¡Ameisin! Por fin hablaremos inglés. Porque mira que nos cuesta. Toda la vida aprendiendo el “uanchufri” y los colores, y hasta ahí. Y no tendremos que aprendernos la primera persona del pluscuamperfecto del verbo del subjuntivo. Presente, pasado y futuro, y poco más. ¡Que eso es de tantos tiempos verbales!


Y que haremos con todos los insultos en castellano. Que ellos dicen muy pocos tacos. Pocos tacos pero muy repetidos. ¿Qué pasa cuando te des un golpe?  Porque el fuck vale para todo, pero no te alivia lo mismo que un “hostiaputajodé”, así todo junto. Y ahora puedes insultar en gallego, catalán, o euskera. Eso nos lo van a quitar. Siempre podremos insultar en la intimidad.


Pavo… o pavo

No más dolores de cabeza pensando la cena de Nochevieja… Pavo, y de segundo, pavo relleno, y en Navidad, lo mismo, pero con arándanos. Será muy cómodo y crecerá el sector pavero. ¿Cordero o besugo? ¡Pavo! Y ya está


¿Qué pasa con los que no les guste el pavo o sean “verdívoros”? Pues la gente que coma verde se comerá el relleno, los arándanos y el puré de patata. A ver si vamos a tener que cambiar el menú porque a los señoritos no les guste comer pavo. Habrá que sacrificarse… como hizo el pobre bicho, ¿O vosotros creéis que a él le hace gracia que nos lo zampemos?


 ¿Barça, Real Madrid? Aquí se juega al fútbol de verdad

Se acabó el fútbol. Y eso no tengo claro si ponerlo en la parte buena o la mala. No más programas en los que hablan si Messi se ha tatuado la cara de Cristiano Ronaldo o si CR se ha teñido la barba pelirroja. Eso sí, habrá más variedad, baloncesto, rugby con hombreras, señores en pijama jugando con un palo o béisbol, hockey.


Habrá que adaptar un poco los deportes a España. No veo muy factible lo de poner campos de hockey sobre hielo en Sevilla. Igual podrían subir un poco el aire acondicionado en el Corte Inglés para que la gente entrene. Y que nos vayan explicando las reglas del béisbol, o del rugby… Ya lo estoy viendo, equipos y nombres nuevos, Los Madrid Merengators frente a los Culetors de Barcelona. Bilbao Lions versus Indians Atleticos. Y todos podrán tocar el balón con la mano, y con el pie, y agarrarse… todos menos tirar del pelo, que está muy feo, y además llevan casco. Aunque tendremos que acostumbrarnos a jugar con un balón diferente.


Las fiestas

Ya no habrá fiestas de guardar. O sí, pero se llamarán de otra manera. President Day, Martin Luther Day, Christmas Day, son poco originales para estas cosas allí. No tienen el Virgin of The Pillar Day, The Ascension of the Virgin,  o The Saint Week (lo que viene siendo la semana santa). Unos ateos rojos es lo que son. Quizá me he calentado un poco, rojos, lo que se dice rojos, no son… Y ateos, tampoco, lo que pasa es que tienen otras creencias, muchas, y algunas muy raras.


Como os iba diciendo, allí no son todos católicos apostólicos y romanos. Hay evangélicos, mormones (también quieren ser los campeones), protestantes, presbiterianos (que son los que no ven bien de cerca… ¿o eso es adventista?). El caso es que allí tienen un lío de mil demonios… Quizá no está bien mezclar los demonios con la religión… ¿o sí?


Soy ciudadano norteamericano, pago mis impuestos.

Siempre quise decir esta frase. Es lo que dicen en las películas para protestar de cualquier cosa. Que no quieres terminarte el cola-cao (por cierto, se acabará el Cola- Cao), lo dices. Que quieres cargarte a un señor de Iowa porque se ha colado en tu jardín, también lo dices. Ahora lo podremos decir todos.


Lo malo, es que algunos que no pagan impuestos, tendrán que hacerlo… A mí me han defraudado algunos jugadores de fútbol... bueno en realidad, nos han defraudado a todos...  Que no es que todos los americanos paguen, los que tienen mucha pasta tampoco les hace mucha gracia pagar. Eso no va a cambiar.

Ahora ya vosotros decidís, que todavía podéis. Luego no vengáis que yo no sabía, que si no me habían explicado. No hagáis como los americanos que votaron sin pensar… o los británicos que ahora se arrepienten por lo del Brexit…. O como noso…. Mejor no sigo, que ya tenéis bastantes ejemplos. Bye, bye… digo…. ¡Hasta la próxima semana!



2 comentarios:

  1. Efectivamente. Yo creo que aunque en general nos estemos intentando modernizar, hacemos bastante el indio, a nivel mundial.

    ResponderEliminar
  2. Lo siento, pero yo no quiero esa España aunque con la que tú me has pintado me he reído hasta estar descojonado.

    ResponderEliminar

¡Gracias por leer el blog y dejarme un comentario!